Xalapa: La variable constante

    Xalapa
    Von Martín Caparrós

    Xalapa es una de las pocas ciudades americanas que empiezan con equis, porque la equis es una letra extraña: la usan más los matemáticos que los escritores. Para ellos, la equis es lala incógnitaunbekannte Größe; Rätsel incógnita que hay que despejarauflösen; aufklärendespejar. O, dicho de otro modo, el elemento que puede ser reemplazarersetzenreemplazado por cualquiera: la equis de Xalapa cumplir con esa 
condicióndiese Bedingung erfüllencumple, por desgracia, con esa condición. Xalapa podría reemplazarse por cualquier otro nombre: en todos los países y las ciudades latinoamericanos abundan los casos de corrupción. Pero pocos fueron tan espectaculares como los suyos.

    Xalapa es una ciudad de nombre totonaca y menos de un millón de habitantes, no muy lejos de la costa del golfo de México, la capital del estado de Veracruz, la residencia oficial de sus gobernadores. El más famoso se llamaba Javier Duarte y lo llamaban “Diamante”; tenía menos de 40 años y más de 120 kilos en 2010, cuando el partido oficialista(LA) Regierungs-oficialista PRI lo llevó al poder. Desde allí rompió récords: seis años después, cuando lo detuvieron, el prófugo(Justiz-)Flüchtlingprófugo en Guatemala, tenía casas, ranchos, coches, aviones, joyas, docenas de pisos en Miami y París, fortunas en cuentas diversas. Se había llevado, calculan ahora, más de 2000 millones de dólares: dinero que tendría que haber usado para salud, educación, obras públicas. Y, para hacerlo, corrompió a muchos y mató a algunos. Periodistas, entre ellos: 19 fueron asesinados durante su gobierno. Ahora, ya preso, espera una sentencia que será ejemplar: sus amigos del partido quieren mostrar que nunca lo fueron.

    Xalapa viene del náhuatl, y se pronuciaba [shalapa]. La x adquirió la pronunciación de la j castellana [jalapa]. Lo mismo ocurre con México y Oaxaca: la x se pronuncia como j.

    Pero Xalapa es solo un ejemplo. La equis de Xalapa es, más que una variable, una constante: el el hartazgo(ugs.) Überdrusshartazgo de la corrupción está decidiendo la política latinoamericana. tumbar(hier, ugs.) zu Fall bringenTumba presidentes sospechosos, ayuda a elegir a otros que podrían combatirla, define además grupos y partidos. Y demuestra, como si esto fuera necesario, que el poder es una droga demasiado dura, que mata más que cualquier otra.

    Neugierig auf mehr?

    Dann nutzen Sie die Möglichkeit und stellen Sie sich ihr optimales Abo ganz nach Ihren Wünschen zusammen.

    Werbung
    <
    >